Hermanas: 20 momentos en los que necesitas la presencia de tu hermana.

No hay mejor compañero en la vida que un hermano. Podrán pasar mil cosas pero el amor seguirá siendo fuerte e incondicional.

Cuando necesitas dejar de pensar tanto y comenzar a reír.

Luego de muchas vueltas en la cabeza siempre es necesario frenar, tomarte una pausa, reír y luego retomar. Hay momentos en que las circunstancias no nos permiten abandonar nuestros pensamientos de manera permanente, por eso necesitamos a esa hermanita para que nos ayude a hacer una parada y distendernos un poco.

Cuando recuerdas los momentos de niñez.

Que mejor persona con la que compartir recuerdos de tu niñez que con quién la has vivido.

Cuando tu cepillo desapareció.

Ya no tienes a quién echarle la culpa por la pérdida de tu cepillo, ella no está en tu casa. Pero que bueno sería que si lo estuviera, de seguro sería culpa de ella.

Cuando no sabes como vestirte.

No existe mejor asesor de modas que tu propia hermana. Conoce las combinaciones perfectas para cada día y para cada ocasión. Sabe que ropa necesitas usar ya sea por tu estado de ánimo o por razones que ni tú tienes en cuenta.

Cuando necesitas ropa prestada de tu hermana.

Tu vestuario se duplica si tienes a tu hermana cerca. Como tu sabes que no tienes ropa, el mejor recurso es acudir al armario de ella.

Cuando necesitas dormir con alguien.

Te encuentras en uno de esos días en que necesitar abrazar fuertemente a alguien y a falta de novio, tu hermana es la mas indicada.

Cuando quieres hornear Cupcakes o pasteles en un día normal.

Solo por hacerlos y comerlos. Con ella no es necesario tener una excusa o una fiesta donde llevar comida.

Cuando quieres disfrutar de una buena comida con buena compañía.

Dos placeres, comer y reír. Seguro surgirán buenas anécdotas de ese encuentro.

Cuando te sientes sola.

Es entonces cuando necesitas a tu lado a la persona mas completa, a la que mas entienda lo que te sucede.

Tweets-para-dedicar-a-mi-hermana

Cuando recibes una mala noticia.

Pocas personas te comprenden en tu totalidad como tu propia hermana. En esos momentos duros es cuando más la necesitas.

Cuando necesitas que tu hermana te ayude a salir de un apuro.

Ya sea un problema grave o no, si requieres ayuda, de seguro necesitarás que quién lo haga comprenda bien tu situación y conozca las mejores vías para hacer que dejes atrás esas complicaciones.

Cuando tienes que quejarte de tus padres y necesitas alguien que comprenda.

Quién mejor que ella para comprender lo que piensas de tus padres. Con tu hermana puedes expresarte al 100% y saber que quién escucha también entiende.

Cuando tienes un mal día y no quieres dar explicaciones, pero si estar acompañada.

Suelen suceder y siempre es bueno encontrar el lugar donde pasar el día. Que la persona que esta a tu lado comprenda tu estado de ánimo es imprescindible.

Cuando necesitas ver su cara.

Simplemente eso. En su sencillez y en su complejidad, ver la cara de tu hermana puede aportarte mil cosas en los momentos que mas lo necesites.

Cuando quieres salir sin maquillaje y solo disfrutar el momento.

A veces para tener coraje es necesario un compañero de vida que te siga en todas.

Cuando quieres cantar donde sea sin sentir vergüenza.

Canciones románticas o para mover el cuerpo, donde sea y como sea. La vergüenza desaparece si ella está allí para hacerte saber que no estas sola y que puedes ser feliz de la manera que quieras.

Cuando necesitas hablar con alguien en la mesa.

Sobretodo cuando te encuentras en esas grandes mesas familiares y en momentos incómodos no tienes con quién hablar de algo diferente.

Cuando vas de compras.

Ella conoce toda la complejidad de tu criterio y sabe como y donde aplicarlo. Sabe que deberías comprarte y que no.

Cuando estas preocupada por algo y necesitas esos consejos clave.

Tienes un tema rondando por tu cabeza y no encuentras la vuelta para solucionarlo, es en ese momento en que posiblemente nuestra mejor heroína sea nuestra propia hermana. Ella sabe como piensas y sabe de lo que eres capaz.

Cuando necesitas una compañera de viaje perfecta.

Las mejores vacaciones siempre se potencian con un gran compañero de viaje. Tu hermana es, fue y siempre será tu mejor opción.

 

Si quieres leer un poco más sobre estos temas ingresa a nuestra sección de Estilo de Vida

Puedes ayudarnos también dando “Me Gusta” en la página de Facebook de Hagamos Cosas

 

¿Que piensas?

comentarios